No me hables de amor, cuando tu corazón ni siente.

Cuando tus latidos se extinguieron con tu primera calada al olvido. Cuando se esfumó todo por que lo que luchamos, en menos de dos, o tres suspiros.
Muros de entendimiento derrumbados por la locura, destruidos por el dolor. 

Y que sé me fracture el alma si miento al decirte, que todo quedó en cenizas tras tu marcha, que todo se volvió llamas cuando volviste.


Y vuelves a dedicarle otro adiós a todo lo que soy. Y vuelves a arrastrar todos mis sentimientos por el fango de tus promesas rotas.
Vuelves a no volver cuando más te necesito, y desapareces de mi vida en dos.. o tres suspiros. 

Comentarios

Entradas populares de este blog

Write.

Paradoja.

To build a home.