Entradas

Mostrando entradas de abril, 2014

Over.

Imagen
El nudo en la garganta cada vez es más intenso, y me ahogo en mi propia pena, porque ya no eres mío. 
Ya no.
Y aún sabiendo que jamás volveremos a besarnos, ni tocarnos, ni tan siquiera intuirnos, igualmente te espero, como cada día, en la soledad de mi conciencia, habitando todos mis huecos vacíos que sin ti no tienen vida.
A veces pienso en dejarlo todo.
En arrancarme el corazón para no seguir viviendo una verdad que me envenena por momentos, y aniquila todo lo bueno que hay en mi.
Pero luego pienso.. 

¿Para qué auto-destruirme?  Amarte es la mejor forma que hay de destrucción.


Strangers.

Imagen
Éramos como esos conocidos que ni se miran, y se sienten extraños simplemente por desviar la vista cada vez que sus ojos se cruzan. Era como ser nuestros, propios, sin serlo realmente. Como tenernos el uno al otro sin un roce, o una caricia. Como querernos en secreto, aún haciéndolo con todo el alma. Tan tentador, y a la vez tan peligroso.. Tan desgarrador y a la vez tan hermoso.. Era como no ser nada, y a la vez serlo todo.  ¿Cuándo le dijimos no a la libertad? ¿Al amor sin barreras, al no tener miedo del qué dirán? Y se me hace frío pensar que caminamos casi de la mano sin tan siquiera cruzar una leve mirada.  Se me hace áspero, duro y a la vez seco, no poder ni tan siquiera nombrarte y tener que ver como otros labios lo hacen por mi. Es completamente desolador, saber que aunque te tengo en el corazón, entre mis brazos no puedo.



Insane.

Imagen
Quererte era como montar en tiovivo. El mareo, la sensación de salir de tu propio cuerpo porque sabes que ya no te perteneces, sino que perteneces a. La evidencia más que clara de estar dando vueltas sin parar, siempre para llegar al punto de partida, sin posibilidad de retroceso; sin salida. Y mi corazón ya no aguanta más, ya no soporta más destrozos. Las reformas cesaron, porque ya no hay nada que pueda ser reparado, ya todo acabó en pedazos, y el amor se consumió, como se consume una flor en invierno. Lo único que me queda es la locura viva de haberte tenido entre mis brazos, de haberte amado hasta el éxtasis, y de haber trepado por la montaña rusa de tu alma.
Es el recuerdo de todo lo que me suponías, lo que aún me sigue matando por dentro.


Faceless.

Imagen
Te sientes perdido, aturdido, extremo.  Desolado, cansado, engañado y hueco. Te notas destrozado, desarmado, despedazado, roto. Desesperanzado, dinamitado, deteriorado y seco. Te observas destruido, utilizado, desgarrado, quebrado. Aniquilado, dolorido, vencido y rajado.
Cegado, acabado, hundido y atado.
El amor, te dejó sin rostro.


Mirrors.

Imagen
No todo depende del cristal desde el que se mire. A veces, estos están rotos, deteriorados, inservibles, incapaces de permitirnos ver con claridad la realidad de las cosas, siendo al contrario, puente para lo incorrecto, o lo que realmente no existe. Hay cristales que, descorazonadoramente, no nos dejan apreciar la razón y la lógica de lo que realmente tenemos delante, abandonándonos a la locura de no saber siquiera si lo que vemos con nuestros propios ojos es real o no. Hay cristales que mienten, escuecen, rasgan y hieren hasta tal punto de no distinguir el bien del mal. Hay cristales que, desafortunadamente, no nos permiten seguir.
Y a veces pienso que mi vida ha sido un constante encontronazo con cristales de este tipo.


Secret.

Imagen
Eres mi mayor secreto. Tan a voces a veces, tan en silencio otras, pero siempre mío. Sólo mío.
Y te guardo con celo por temor a que alguien más te corrompa, o te deteriore. 
Te guardo dentro de mi, porque nadie más que yo puede ver lo que realmente escondes.
Nadie puede ver con tanta claridad como yo la magia que desprendes.. 
Y te cobijo, te doy abrigo, soy tu hogar cuando todo lo demás es tierra baldía y yerma, tierra que nunca dejaría que todo lo que albergas floreciera, estallara, se desprendiera de todo lo que supones para, por fin, mostrarle al mundo el secreto que esconden tus ojos.
No, jamás podría abandonarte, jamás dejaría que nadie te hiciera ningún daño, jamás te pondría en las manos inadecuadas ni dejaría que desterraran toda la bondad y la locura que hay en ti.
Jamás, en ninguna de mis vidas, dejaría que nadie te destruyera.
Porque ha llegado ese punto en el que soy más tuya que mía, ese en el que me rindo a todo lo que conllevas, y me expongo a las consecuencias de guardarte t…

#

Si no te conociera, creería en la sonrisa que muestras cuando la soledad te alcanza.
Si no te conociera, creería las mentiras disfrazadas de verdad pura que cuentas cada vez que alguien logra traspasar tus cicatrices.
Si no te conociera, creería tu mirada perdida como símbolo de paz, y no como rotos lejanos que tu horizonte personal te recuerda cada día.
Si no te conociera, incluso podría mirarte a los ojos y no confundir el brillo que desprenden con las lágrimas que te guardas.

Pero sabes que lo hago. Que te conozco incluso más de lo que te conoces tú mismo.
Que cuando sonríes, veo el desierto de tus labios.
Que cuando crees tus propias mentiras, yo veo la verdad rota, descosida, llena de dolor.
Que cuando crees que nadie te observa, yo veo contigo aquél final inevitable, sin frenos y lleno de miedos.
Que cuando te miro a los ojos, veo como tu propio interior lucha de forma insaciable y desesperada por salir de ahí, arañando tus pupilas y sangrando lágrimas que buscan, derrotadas, abrigo en …

#

Y llegó el punto en que tu tacto se me volvió frío. Se sentía hielo como abrigo a todos mis sueños.  ¿Recuerdas aquéllos días en los que el calor de tu cuerpo era toda temperatura que yo aceptaba? Es como una memoria en decadencia, imágenes borrosas y llenas de machas y borrones, como si no quisieran volver a ser rememoradas. Como si ya se hubieran cansado de vivir alejadas de ti.

#

La felicidad sin tu nombre no tiene sentido. Es como un vacío en las entrañas: es como un amor sin lágrimas, o un dolor sin sonrisas amargas. Y aquí me tienes, tomando todo aquello que ni me pertenece porque la felicidad me fue vetada, cerrada a todo resquicio de mi propia esperanza, hueca y sin color, abandonada a su suerte.